“Un derrame tecnológico también al goteo. Las Tecnologías de la Información y la Comunicación”. Por: Luis Miguel Arias Martínez

Cuando tomo el teléfono y marco 6133333, un empleado de la compañía SOLGAS, invariablemente mujer me recibe por mi nombre, confirma el tipo de válvula en la botella de gas de mi casa, verifica mi domicilio del que dispone en su base de datos, pregunta por dinero con el que voy a pagar y me informa que en menos de media hora el servicio estará en mi casa. Es el servicio que brinda la central que asigna el pedido a alguna de las tiendas o sucursales de la ciudad que están en manos de concesionarios y pequeños empresarios de la distribución.

Igualmente cuando me desplazo por la ciudad de Lima y necesito poner gasolina en mi carro, la mayoría de los grifos dispone de sistemas de pagointerconectados con los bancos y es posible usar tarjetas de crédito, débito,… Igualmente una buena proporción del comercio minorista dispone de estos sistemas que si bien resultan caros, aseguran la integración en el sistema.En las tiendas de electrodomésticos y los supermercados, pululan una buena cantidad de empleados que trabajando a comisión y sin vinculación laboral aparente, ofrecen las tarjetas correspondientes a su casa comercial. “Sólo con la presentación de su DNI, se le otorgará la tarjeta de crédito”.  Los sistemas están perfectamente interconectados y aparentemente cualquiera puede tener acceso a datos personalísimos del sistema financiero, los estados de cuenta, la capitalización personal o descapitalización. Cosas estas que ciertamente me parecen excesivas habida cuenta de la necesaria protección de los datos personales que debería existir pero que aparentemente en Perú, es una cuestión secundaria ante la expansión de los sistemas comerciales, no hay cautelas ni límites.

Igualmente en los supermercados, te solicitan tu tarjeta “Bonus” que les permite profundizar en el conocimiento de los consumidores y el establecimiento de perfiles de consumo. Nos parecemos a los UNITED´s. Todo a punto, en el momento oportuno aunque claro se presentan algunas paradojas, siempre el mismo queso, el de oferta y la jamonada más accesible, la más barata.

Lo que pretendo ilustrar con estos ejemplos es que la cuestión de la incorporación de las TIC al aparato comercial, sobre todo este último y productivo del país es una realidad, principalmente en las ciudades de la costa y las ciudades importantes de la sierra, a saber: Trujillo, Chiclayo o Chimbote en la costa norte; Cajamarca en la sierra norte; Huancayo en la Sierra Central, probablemente Ayacucho; y naturalmente el Qosqo al Sur que como todo el mundo sabe, es el mismísimo ombligo del mundo.

Evidentemente SOLGAS dispone de un sistema integrado de gestión de clientes y ventas que sin duda ha de permitirle mejorar y agilizar la distribución. Ahora que escribo esto, me permito afirmar que el avance y expansión de las TIC, viene de la mano a la instalación de centros comerciales en las diferentes ciudades. Igualmente los sistemas vienen emparejados con la expansión de la banca que con ciertas reservas también amplía sus redes de servicios por la geografía peruana naturalmente con una evaluación muy ajustada del costo – beneficio.

Ya hace unos años que en el estudio y análisis de estos procesos los canadienses establecían una interesante clasificación, a saber: pioneros, estrategas y brujos. Los primeros eran los visionarios encargados del desarrollo de sistemas, los segundos aquellos encargados de su expansión (predominantemente los banqueros) y por último los brujos, aquellos que a partir de unas cuantas operaciones en el ciberespacio, eran capaces de desequilibrar un país en unos cuantos nanosegundos y si no que le pregunten a Doña Elena Salgado y sus experiencias en días recientes.

En el Perú a estrategas y brujos les ha ido bastante bien. Para los usuarios comunes la cosa es ciertamente más complicada. El pasado 10 de noviembre en un remozado hotel en el centro de Miraflores, los funcionarios de NESsT, una iniciativa regional de fomento de la innovación en PYMES, y con el auspicio de la Fundación Lemelson, organizaron el “Foro Internacional: América Latina Innova y se Transforma. Una mirada a los Programas de Apoyo a las Innovaciones y Emprendimientos Tecnológicos” reuniendo a un destacado grupo de especialistas que reportaron algunas de las iniciativas más interesantes entre las que llevan adelante. Francisco Sagasti como representante de la recientemente constituida Comisión de Ciencia y Tecnología que en un corto tiempo deberá plantear los lineamientos básicos de la política de C+T+i (algunos de los ponentes plantearon que mejor habláramos de I+D+i ajustándonos ciertamente al modelo español) y que permitirán definir las prioridades y la posible conformación de un Ministerio de C+T+i. Sagasti planteo algunas cuestiones que me parecieron absolutamente sugerentes (como siempre) al afirmar que es necesaria y conveniente la pluralidad tecnológica con la convivencia de tecnologías convencionales con otras de origen más “popular” que están directamente asociadas con la innovación comunitaria y que como sistemas, han demostrado ser absolutamente viables. Insistía en que estos países no obstante, disponen de una base científica exógena y es por ello que las interacciones entre el mundo productivo y los avances científicos y tecnológicos que puedan derivarse por ejemplo de la investigación universitaria son absolutamente complicados al no existir una tradición de interacciones como en los países del norte. De ahí la afirmación de que “la competitividad no tiene mucho que ver con las tecnologías de frontera, sino con la articulación”.

Por su parte Mercedes Carazo, la directora de la Red de Centros de Innovación Tecnológica (CITE´s) del Ministerio de la Producción nos comentaba como es que el artífice del Café Tunky, que recibiera el año pasado un premio internacional que le atribuía la mejor calidad mundial de café orgánico, tardo cinco días en enterarse de esa noticia. Es un país fragmentado en el que los sistemas sirven a los que pueden disponer de ellos y dejan de lado a las mayorías.

Es en este orden de cosas que se articulan en el campo de referencia se dan algunas estrategias de difusión de tecnologías que están permitiendo mejorar el desempeño en el campo productivo al ir incorporando sistemas que facilitan la operación. La red de CITE´s de alguna manera viene cumpliendo con esta función. Hay uno especializado en vid y pisco, otro en madera, uno muy visitado por nosotros (con mis alumnos de sociología de la empresa y mi persona) que es el del calzado en los que ofrecen servicios tecnológicos avanzados en un buen número de casos de la mano de centros de innovación españoles, quiere esto decir de la AECID y con sistemas de innovación españoles. En el caso del calzado, hay asistencia para el diseño, el despiece de los diferentes modelos y el corte de las hormas para series y numeraciones completas. Estas tareas incorporan TIC y son ampliamente utilizadas por los fabricantes que recurren al CITE-Cal[1].

En la maestría en Gestión de Tecnologías de la Información que seguí en 2007 y 08, teníamos una materia muy interesante que era “Inteligencia Artificial” y que muy bien hubiera podido llamarse –sistemas expertos-. Realizamos algunas tareas interesantísimas, recuerdo una que propuse, la de evaluación de proyectos. Se trataba de diseñar un sistema automático de evaluación de proyectos que resultó funcionando de maravilla. Igualmente se plantearon ejercicios de optimización que servían  sobre todo para evitar pérdidas por ejemplo de corte en construcción. Igualmente en madera. Saberes y conocimientos existen pero hay una escasa articulación y no hay derrames de estos saberes tecnológicos hacia el aparato productivo. Según Sagasti, solo el 3% de las empresas peruanas puede considerarse que están basadas en tecnologías. Sería el caso de la Mitsui que garantiza la operación de Komatsu (en el sector minería), o Ferreiros que provee de servicios a Caterpillar. Eduardo Rozas un compañero de estudios me explicaba como operaban. Se trata de ofrecer seguridad en la operación y de que en ningún momento un camión de esos que desplazan 60 tm (o más) se quede parado porque falte una pieza, un repuesto o, un servicio necesario.

Igualmente en agroindustria, se han generado buenos sistemas a partir de los esfuerzos en metrología, normalización y control de calidad que son  destacables y que requieren igualmente de la concurrencia de las TIC, habida cuenta de la amplia distribución de los productos peruanos a nivel mundial. Agrokasa, afirma estar presente en al menos 19 de las 25 grandes cadenas de comercialización alimentaria a nivel mundial. Todo ello con tecnologías adoptadas del exterior.

En referencia a la posible existencia de propuestas de políticas para el fomento de la apropiación y el uso de las TIC por PYMES en Perú, es bien cierto que existe  un CITE Software que está vinculado con APESOFT (Asociación Peruana de Productores de Software). Sin embargo esto que muestro aquí más abajo, me parece que es un claro ejemplo de cómo van las cosas en la promoción del uso de las TIC

Taller de Preparación para la Certificación PMP del PMI. Convoca Apesoft

Si quieres participar, deberás hacer efectivo un pago de 1100 soles. A mí me parece que enseñar gestión de proyectos es un elemento fundamental para el fortalecimiento de capacidades pero así, evidentemente no participaré y decenas de potenciales proyectistas tampoco.

Hace unos días solicité la inscripción a una supuesta red de difusión de conocimientos en TIC y dependiente del FOMIN y aún continuo esperando la confirmación de la inscripción y es que muchos son los llamados pero muy poquitos los elegidos. Se reproduce en este caso también una de las peores taras del sistema que no es otra que la de su patrimonialización que genera exclusión y exclusivismo. Una tara más.


[1] Recientemente hemos recibido una notificación de la Red de CITE´s del Ministerio de la Producción con el Directorio Actualizado de los centros que brindan servicios especializados de innovación. http://www.cites.pe/cites/

Anuncios

2 pensamientos en ““Un derrame tecnológico también al goteo. Las Tecnologías de la Información y la Comunicación”. Por: Luis Miguel Arias Martínez

  1. Mi estimado no es por desalentar, invito a ver y difundir este link:

    La innovación no se crea con solo con labor periodística, blog, FB, ….etc, el problema esta en que todos ahora quieren innovar, y no son consientes que para que suceda tienes que tener conocimiento y experiencia en nuestro caso de mas de 50 años, como puedes ver en el link, hasta los 7 años es posible, después solo queda el fracaso.

    Para cambiar y desarrollar se necesita disrrupciòn, cosa muy lejana y casi imposible, solo basta ver esta Web para entender como piensan los que ahora se preocupan por innovación.

    Suerte

    Jorge

    Me gusta

  2. Estimado Jorge. La innovación disruptiva, no hay cuerpo que la resista (metafóricamente hablando). Más bien no hay organización que la resista. El trabajo reiterado, persistente, puede contribuir a la generación de cambios. Además lo que viene de abajo, puede resultar siendo igualmente “disruptivo” como un diseño generado desde las altas instancias.
    Por cierto, esto de aquí no es periodismo científico, es tan sólo promoción de la I+D+i

    Un trabajo que busca generar la apropiabilidad de herramientas como la que tiene Usted en sus manos. Ciertamente innovación.

    Muchas gracias por su comentario. No se preocupe que no va a cundir el desaliento.

    Atentamente

    Luis Miguel Arias

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s